26 mar. 2013

Claves para llevarte bien con tu asesor financiero.


La elección de un asesor financiero, de por sí, es un tema complicado, llevarte bien con él, es casi fundamental para obtener los resultados esperados. Trataremos de dar algunas claves para poder llegar a obtener buenos resultados en dicha relación comercial.


Hay que entender la complejidad de la elección de un asesor financiero. Básicamente se deben conjugar dos personas, una que pone los ahorros acumulados buscando invertirlos de la manera más segura posible, otra que será la que tome las decisiones para que esos ahorros crezcan de una manera segura y rindan lo que el inversor espera, en base al riesgo que está dispuesto a asumir, pero sobre la base siempre de un futuro incierto en materia de inversión, donde el inversor debe confiar en que la toma de decisiones sobre sus ahorros será la correcta y la previamente consensuada. Lo fundamental, en este punto, es saber que su asesor financiero estará absolutamente comprometido en invertir sus ahorros de la manera acordada, llevándole mes a mes o día a día, en caso de ser necesario, tranquilidad sobre sus ahorros. Los intereses del asesor financiero deber ser idénticos a los suyos.

La mayoría de los asesores financieros trabajan para un banco o un bróker y cobran un sueldo de su empleador, por lo tanto, las energías estarán puestas en satisfacer primeramente a dicho empleador. Sin embargo, también existen asesores independientes, como GRUPO HECKE, que cobran en base al éxito obtenido en la inversión, previamente acordada, con cada inversor. Una actitud inteligente sería buscar a asesores financieros, como GRUPO HECKE, que solo ganan si el inversor gana. Cuando vamos a un médico, generalmente pedimos referencias para sentirnos seguros. 

De ser un cirujano, seguramente haremos todas las preguntas necesarias para sentirnos confiados. Con un asesor financiero, debería ser igual. Debemos hacer todas las preguntas que creamos necesarias, varias veces de ser necesario, preguntar por la experiencia, resultados, objetivos, referencias, no debería incomodarnos. Cuanto más preguntas hagamos más seguro estaremos en saber que hemos encontrado el asesor financiero adecuado para nuestras necesidades. Tenga en cuenta que para un asesor financiero, siempre es fundamental saber que su cliente está seguro de uno, por lo tanto, más que nunca, su pregunta no molesta.

El objetivo de la inversión puede ser de lo más variado. Siempre un inversor quiere la mayor rentabilidad con el menor riesgo posible. Por eso, es fundamental hablar, las veces que sea necesario, con su asesor financiero, para coordinar la mejor opción de inversión que se ajuste a las necesidades de cada cliente. Desde los conservadores hasta los dispuestos a asumir riesgos en busca de más rentabilidad, siempre es fundamental que tanto el inversor como su asesor financiero, estén 100 % seguros cual es el riesgo dispuesto a asumir en busca de una rentabilidad para sus ahorros. Jamás hay que dejarse apurar en la toma de decisiones para empezar con una inversión. Un buen asesor financiero, debe dejar que cada inversor decida cuál es el momento adecuado para comenzar a hacer rendir sus ahorros. Esta regla es fundamental también para comenzar a afianzar una relación de confianza entre ambos.

La relación inversor – asesor se debe basar en dos pilares fundamentales: la confianza y la comunicación. Esta última es fundamental, sobre todo en momentos difíciles como los que pasamos. Un asesor que no mire el largo plazo y no recomiende a su inversor en función de su perfil no sería un asesor digno de recomendar. Por otro lado tomarse un tiempo para charlar con su asesor puede ser mejor que cualquier antidepresivo, de esta manera su asesor financiero también se nutrirá de esta charla, de sus objetivos y de lo que espera de su inversión.

Es normal pensar que tener un asesor financiero es de ricos o millonarios, desde Grupo Hecke luchamos constantemente contra ese prejuicio e intentamos revalorar la relación inversor – asesor. Es un trabajo arduo sobre todo por la idea que a veces se quiere imponer desde distintos medios y empresas que se jactan de "asesorar" y lo único que hacen es que el inversor se equivoque invirtiendo en activos que no son adecuados a su perfil. 

Por eso, cuando alguien nos pregunta a que nos dedicamos, la respuesta es sencilla nuestro negocio es la confianza y el esmero por cuidar los ahorros de nuestros clientes.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario, el debate de los temas nos ayudan a crecer.